standard

Como endulzar tu vida sin azúcar…

En esta ocasión quiero darte algunas ideas para eliminar el azúcar de tu alimentación diaria, sin sacrificar el sabor de tu comida, recuerda que mientras menos azúcar coma tu familia, más lejos estarán de la obesidad, diabetes y enfermedades del corazón.

  • Prepara paletas heladas de agua con Stevia:  Mezcla en un litro de agua,  el jugo de 3 o 4 limones y agrega Stevien en polvo hasta que quede tan dulce como le gusta a tu familia, coloca piezas de fruta en moldes de paletas y rellénalas con el agua de limón.  Busca frutas de diferentes colores para que las paletas se vean divertidas.

  • Si te gustan los postres de fruta fresca pero en ocasiones es muy ácida, espolvorea Stevien en polvo y mejorarás el sabor. También puedes usar las mermeladas o los jarabes de frutas Stevien.

  • Para cambiar un poco la “aburrida gelatina”, prepara una gelatina Stevien y poco antes de que cuaje por completo licúala y quedará con una deliciosa consistencia tipo espuma. También puedes sustituir una taza de agua por una taza de yogurt natural, y cuando la licúes agregas la taza de yogurt.

  • Si te gusta el agua natural con un poco de sabor, endulza un litro de agua con Stevien en polvo y agrega rebanadas de fruta como limón, naranja, mandarina o sandía, agrega hielos y listo.

  • Prepara deliciosas aguas de frutas licuando tu fruta favorita (limón, naranja, sandía, melón, guayaba, tuna) y agrega un poco de Stevien en polvo para endulzar. Algunas frutas van bien con la leche de almendras como el melón, el plátano, las fresas, la manzana; crea tus propias combinaciones.

  • Si te gusta desayunar pan dulce con mermelada, corre al supermercado y busca mermeladas Stevien, son las únicas sin azúcar y con pulpa natural de fruta. Hemos creado de: fresa, frutos rojos, cereza-ciruela, mango-maracuyá, manzana-jamaica, durazno y tamarindo.

  • Si a tus hijos les gusta la leche con chocolate, mezcla un vaso de leche semidescremada con un poco de Stevien en povo y una o dos cucharaditas de cocoa en polvo sin endulzar, de esta manera eliminarás por completo el azúcar y tus hijos estarán bien alimentados. Puedes agregar un poco de canela en polvo también.

  • Prepara deliciosos licuados mezclando yogurt natural o leche semidescremadafrutas de la estación y stevien en polvo. También puedes experimentar con las mermeladas y los jarabes de frutas Stevien.

  • Si te gusta preparar pasteles y postres, visita nuestro Pinteres y encontrarás recetas bajas en calorías, preparadas con stevia. www.pinterest.com/stevienmexico

Recuerda que nuestra marca Stevien rinde 10 veces más que el azúcar por lo que con muy poca cantidad podrás endulzar muchísimos postres y bebidas.

standard

¡Vamos a hacer dinero con tu comida!

¡Vamos a ahorrar dinero y comer mejor con estos consejos super sencillos!

1. Compra en el mercado sobre ruedas:

Además de ser más barato que el supermercado, los productos son más frescos y apoyan la economía de muchos agricultores.

2. Aprovecha y prefiere los alimentos de la estación:

Trata de comprar las frutas y verduras de la estación, son más baratas,  contienen los nutrientes que tu cuerpo necesita para esa época del año, además, es más probable que sean frescas y de buena calidad.

3. Si compras alimentos envasados:

Evita comprar alimentos instantáneos, la mayoría de ellos son altos en sodio, grasa, calorías y generalmente son poco nutritivos, además si comparas el costo de ese alimento hecho en casa, generalmente pagas 2 o 3 veces más.

Hay algunos productos que preferimos comprar envasados, trata de elegir aquellos que no viene procesados y que ofrecen el producto lo más cercano a la presentación fresca.

4. Prepara tus aguas naturales:

Aprovecha las frutas y verduras frescas, para preparar jugo y aguas. El costo de las bebidas envasadas es muy alto, además de su alto contenido en azúcares y sustancias químicas.

5. Cocina cuando menos una vez a la semana:

Si tus actividades no te permiten cocinar para cada día de la semana, intenta cocinar un día y prepara lo suficiente para otros días.  Te sugiero que hagas platillos fáciles de guardar y recalentar.  De esta manera le ofrecerás una opción mucho más saludable (y barata) a tu familia.

6. Planea un día a la semana vegetariano:

No necesitas hacer platillos complicados, sólo elimina la carne (res, pollo, cerdo, huevo y pescado) y cámbiala por quesos frescos, queso de soya o soya.  Cuando sustituyes las carnes, ayudas a que tu familia coma más verduras de una manera más sencilla, mientras más colores agregues, más vitaminas, minerales y fibra le estarás ofreciendo a tu familia.

Te aseguro que ese día se sentirán más ligeros y con más energía para continuar su día.